FIJATE LO NUEVO

miércoles, 28 de octubre de 2009

Un matrimonio duradero

Resulta que Linda Peretz ha invadido San Fernando y aledaños con afiches de su obra teatral No seré feliz pero tengo marido. Semejante exposición me ha permitido conocer algunos datos de la obra. Que la vio medio millón de personas, que es un récord absoluto y - lo que más me llamó la atención- que hace nueve años que hacen la misma obra.


No voy a juzgar nada acerca del contenido de la obra (como dato puedo decir que el amigo Elin Formante leyó el libro y le dio su aprobación) pero... ¡Nueve años repitiendo los mismos diálogos, las mismas escenas, el mismo personaje! ¿No te cansás Peretz? ¡Hagan una segunda parte al menos! Me imagino que, de todos modos, algún cambio le habrán introducido. Capusotto y Alberti hacían sucesivos cambios show a show en Una Noche en Carlos Paz. ¡Pero nueve años! Sigo en mi estupor.

Dicen que el público se renueva, está bien. Pero... nueve años. Los espectadores forzosamente se renuevan ya que no van a mirar la misma obra todos los santos años. Imagínense, todos los años juntarse en familia para Navidad, comprar los huevos para Pascua, ir a ver No seré feliz pero tengo marido...

Pero lo peor es que cada vez suena más anticuado el título del espectáculo. Estamos en épocas que -como decía Fontanarrosa- hasta el concubinato pasó de moda... ¡Y todavía estamos haciendo obras sobre el matrimonio! Es como los que hacen chistes de suegras con un palo de amasar en la mano. El mundo cambia, gente. Pero claro, quedan los artistas. Y hay algunos que se quedan demasiado.

¡Volvé cuando quieras!

jueves, 22 de octubre de 2009

Grupo Clarín, hoy nos despedimos de un idiota

¡Hola, soy Troy McClure! Tal vez me recuerden de entradas como "¡Billy, hoy haremos un meme!" o "Para los que no creen en el éxito de este blog II" o de otros funerales de celebridades como Herschel Shlomo Krustofsky o Andre el Gigante. Hoy les presentamos lo que - prometemos - será el último post sobre Clarín en este blog en mucho tiempo. (Es que es tan lindo pegarle a Clarín...)

LA MALDICIÓN DEL GRAN DT Ya se hace evidente la yeta que trae protagonizar la publicidad del GranDT. En la primera, Macaya era emperador y luego su imperio cayó (¿a manos de Néstor?) En la segunda, Nasutti le transfirió la mala leche a Maradona al ponerse sus piernas. ¡Casi vemos el Mundial en casa! Y en esta última, los pobres que la padecieron fueron Cappa y Caruso: uno está en los últimos puestos y al otro le fue tan mal que tuvo que renunciar.


Cierto domingo KAZ descubre mirando el diario a contraluz QUIÉN ESTÁ DETRÁS DE CLARÍN. Observen:

Ese señor, ¿pueden verlo?

- Sr. McClure...
- ¡Oh Billy!
- ¿Esto quiere decir que KAZ critica a Clarín pero lo compra todos los domingos?
- Em.... ¡Vuelve cuando quieras!
- Pero...
FIN

jueves, 15 de octubre de 2009

El retrete es anterior al trasero

¡Qué de teorías puede escuchar uno en el transporte público! Es la ventaja de olvidarse los auriculares en casa. Porque uno piensa que allí sólo se encuentran monótonos pasajeros y viejas que matan por asientos. Una visión errada. Hace un par de días, por ejemplo, si hubiera estado escuchando música me hubiese perdido la teoría que os voy a contar.

Iba un mexicano con su pareja en el tren. El díalogo era normal: hablaban de sus planes para el resto de sus vacaciones, utilizaban términos como chingallos... Hasta que llegó el momento en que la luz de la ciencia sacudió al hombre. Tal vez contemplando una belleza natural postuló:

"La diferencia de culos que he visto en todo el mundo es enorme. Es por los distintos tipos de retrete. Jojo."

A pesar de que caiga bajo, quisiera contrastar la afirmación de este científico, y los sumo a ustedes al debate:

¿Será verdad que el baño moldea? ¿Ustedes conocen distintos tipos de inodoros en el mundo? ¿Cómo será un retrete eslovaco? ¿Ir al baño en Taiwán será más eficaz que las siliconas o ir a Slim? ¿Argentina debería dedicarse a la exportacion de inodoros? ¿Qué papel juegan en esto los asientos? ¿Y el papel? ¿Scott, mi mejor cirujano? Como acá todos vemos iguales a los chinos, ¿los mexicanos por atrás nos verán a todos parecidos? ¿Estar en el culo del mundo traerá sus beneficios?

Misterios de la ciencia que se gana uno escuchando a los turistas.

¡Volvé cuando quieras!

viernes, 9 de octubre de 2009

Necesitamos menos Coca-Cola

"Necesitamos menos críticos, necesitamos disfrutar más" reza una publicidad de Coca-Cola Light. En la escena, una mujer emocionada hasta las lágrimas viendo una película que había sido aborrecida por un crítico de cine. Todo muy lindo, la mina disfruta y no le importa lo que diga el tipo de la radio. Sin embargo - analicemos un poco más - ¿no es muy feo lo que nos quiere decir Coca-Cola con este mensaje?

Si aplicaramos la propuesta cocacolera en otras áreas, podríamos dejar de cuestionarnos por ejemplo la ingestión de una bebida llamada, casualmente, Coca-Cola. Necesitamos menos críticos, claro. Censuremos nuestras inquietudes acerca de si es nociva para nuestro organismo, de si su consumo es una adicción. ¡Necesitamos disfrutar más! Seguí disfrutando de tu botella de Coca, la vida es corta...

Sigamos aplicando el mensaje ahora a una cuestión más grande. Necesitamos menos críticos. Entonces, aceptá el sistema capitalista así como está. Necesitamos disfrutar más. ¡¿Por qué te vas a preocupar por los pobres si tenés guita para ir al cine?! Así también seguimos disfrutando los empresarios. No te ortibés, copate. Enjoy it!

Claro como el agua el mensaje de la oscura bebida.

Como si esto fuera poco, la película de la que habría que emocionarse es la típica taquillera que te vende el verso de la movilidad social. La de la humilde que se casa con un ricachón y termina viviendo en su mansión. ¡La distribución de la riqueza! ¡El sistema funciona, señores...! Por favor...

Podríamos ampliar la aplicación del mensaje hacia múltiples situaciones. Pero nunca faltará el que trate de de refutarme todo diciendo que el comercial es justo para mí. Disfrutá más, KAZ, no critiques tanto, viví la vida, ¿no ves que sos un amargado? Si supieran lo mucho que me gusta criticar...

¡Volvé cuando quieras!

lunes, 5 de octubre de 2009

La omnipresencia en los tiempos del chat

¿Quiere ser omnipresente como Dios? ¿Quiere creerse una celebridad? ¡Consiga ya su nick de MSN!

El simple mortal que aspira a abarcarlo todo en cuanto a tiempo deja abierta su cuenta durante todo el día. Pero cuando por alguna extraña razón este espécimen debe salir, utiliza lo que llamaremos estados (generalmente usa el que advierte que está Ausente o No Disponible). Es entonces cuando actúa el famoso "mensaje personal." Dicho ser humano se va de la casa pero tiene que continuar figurando en internet. Porque si no estás en internet no existís. La persona escribirá un "no estoyyy" acompañado del ícono de un celular.

A lo que yo objeto:

¿Por qué dejás abierto el MSN? Si te quiero hablar, vos no me vas a contestar. Y sugerís que te mande un mensaje o te llame al celu. Es decir, me estás tratando de estúpido. Es obvio que si tengo la urgencia de hablar con vos y no te veo conectado voy a tener que recurrir al SMS. No necesito que vos me lo aclares. Entonces, quedando claro esto, lo tuyo parece que es más profundo. Tus ansias de figuración son enormes. O es muy fuerte tu arrogancia de contarle a todo el mundo el hecho de que vayas al "Gym."

Creemos que somos celebridades y escribimos todo lo que estamos haciendo. "Ordenoo", "Cocinandoo", etc. Nunca entenderé al que pone "estudiooo" como mensaje. Chateando, linda manera de estudiar. Pero, claro, ¡que te hable alguno es una linda excusa para largar los apuntes!

Por último. Un caso extremo de la pseudo-fama que te produce el nick del MSN: supe tener alguna vez en mis contactos una chica que por poco no contaba las veces que iba al baño. Un día llegó al colmo, aún lo recuerdo:

(8) Nombre de la Chica (L) (8) - van a comprar helado :D
(8) Nombre de la Chica (L) (8) - trajeron el helado :)

(8) Nombre de la Chica (L) (8) - comiendo helado :) :P

(8) Nombre de la Chica (L) (8) - se acabo el helado :(


Sé que muchos de los que van a leer esto, sufren de estas patologías. ¡Y para eso estoy! Es Caer Bajo te ayuda a vivir mejor. Está en uno superarse. Pero a los que sigan escribiendo "no estoyy", no queda más que decirles ¡volvé cuando quieras!